Oración de la noche del 24 de Abril

«Padre Misericordioso, en el tranquilo cierre de este día, 24 de abril, elevamos nuestras almas hacia Ti en oración, buscando Tu presencia consoladora. Inspirados por la promesa de Tu protección en el Salmo 91:4, ‘Con sus plumas te cubrirá, y debajo de sus alas estarás seguro; su verdad es escudo y armadura’, nos acogemos bajo Tu protección divina, agradecidos por la seguridad que nos brindas en cada momento de nuestras vidas.

Gracias, Señor, por los momentos de este día en que hemos sentido tu cercanía y tu guía. Por las pruebas que nos enseñan a depender más de Ti y por las alegrías que nos recuerdan Tu amor incesante. En esta noche, pedimos por aquellos que se sienten vulnerables, por los que enfrentan amenazas a su paz y bienestar. Que encuentren refugio en Ti y sean fortalecidos por Tu presencia protectora.

Te pedimos también que nos ayudes a ser refugios de paz y seguridad para los demás. Que nuestras vidas reflejen Tu amor y compasión, siendo lugares de acogida y apoyo para quienes se sienten solos o desamparados. Que podamos extender Tu protección a través de nuestras acciones y palabras, siendo tus instrumentos en un mundo que tanto necesita de esperanza.

Concédenos, oh Dios, un descanso nocturno tranquilo y reparador, que renueve nuestras fuerzas y nos prepare para otro día de servicio en Tu nombre. Que durmamos con la certeza de que Tu verdad nos protege y que Tu amor nos guarda.

Te lo pedimos en el nombre de Jesús, nuestro Salvador. Amén.»

«Que la paz de la noche nos recuerde la promesa de protección de Dios, y que cada nuevo amanecer sea una oportunidad para vivir bajo Su amparo y extender ese mismo cuidado a los que nos rodean.»

Reflexión

Queridos hermanos y hermanas, al reunirnos en la calma de esta noche, me siento conmovido por la oportunidad de reflexionar juntos sobre la protección y la seguridad que nuestro Padre Celestial nos ofrece. El Salmo que hemos contemplado nos recuerda que Dios es nuestro refugio y nuestra fortaleza, una presencia constante que nos ofrece cobijo bajo Sus alas.

Esta noche, os invito a pensar en las maneras en que Dios ha sido un refugio para cada uno de vosotros. ¿Cómo hemos experimentado Su protección en nuestras vidas? Además, reflexionemos sobre cómo podemos nosotros mismos ser refugio para los demás. ¿De qué manera podemos ofrecer seguridad y apoyo a aquellos que están en necesidad?

Que esta noche nos inspire a todos a profundizar nuestra confianza en Dios y a ser activos en extender Su amor y protección a los demás. Que recordemos que, al ofrecer refugio a los demás, estamos participando en la misión de Dios de cuidar y proteger a todos Sus hijos.

Y así, mientras nos preparamos para el descanso, que nos sintamos seguros y protegidos bajo las alas del Altísimo, confiados en que Él vela por nosotros y por aquellos a quienes amamos.

Para cerrar nuestra reflexión de esta noche, les dejo con este pensamiento final: «Que la paz de la noche nos recuerde la promesa de protección de Dios, y que cada nuevo amanecer sea una oportunidad para vivir bajo Su amparo y extender ese mismo cuidado a los que nos rodean.» Que tengan una noche tranquila y reparadora, y que el amor de Dios los envuelva ahora y siempre.

Amén.

Oraciones anteriores

Oración de la mañana del 5 de Mayo

Padre Celestial, al recibir la luz de este nuevo día, elevo mi corazón lleno de esperanza y gratitud hacia Ti. En esta mañana, deseo enfocarme en la generosidad, esa virtud …

Oración de la noche del 4 de Mayo

«Señor eterno y misericordioso, al finalizar este día, me inclino ante Ti con un corazón …

Evangelios anteriores

Evangelio del día - Lecturas litúrgicas | tusoraciones.org

Evangelio del día – Lecturas de hoy 4 de Mayo de 2024

Primera lectura Lectura del libro de los Hechos de los apóstoles (16,1-10) «En aquellos días, Pablo llegó a Derbe y luego a Listra. Había alli un discipulo que se llamaba …

Evangelio del día – Lecturas de hoy 3 de Mayo de 2024

Lecturas del Santos Felipe y Santiago, apóstoles Primera lectura Lectura de la primera carta del …

Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *